Abuela Pepa: propiedades y beneficios de las espinacas

Las espinacas previenen el cáncer, mejoran nuestra salud ocular y reducen el estrés oxidativo

- Beneficiosas para el estreñimiento
- Previenen el estrés oxidativo
- Buenas para la salud ocular
- Previenen el cáncer
- Regulan la presión sanguínea
- Evitan la úlcera gástrica
- Protege el cerebro
- Disminuyen la inflamación
- Fortalecen los huesos
- Previenen la aterosclerosis y accidentes cerebrovasculares
- Fortalecen los músculos
- Beneficiosas para la piel


Las espinacas aportan numerosos nutrientes y una gran cantidad de antioxidantes, conviertiéndola en un alimento muy sano y saludable. En general, comer espinacas regularmente mejora nuestra salud ocular, reduce el estrés oxidativo, ayuda a reducir los niveles de presión arterial y previen enfermedades como el cáncer.

Las espinacas, principalmente aportan vitaminas A,C, K1, B6, B9 (ácido fólico) y E. También minerales como el hierro, calcio, potasio y magnesio.

BENEFICIOS Y PROPIEDADES DE LAS ESPINACAS

Beneficiosas para el estreñimiento

Las espinacas aportan mucha fibra insoluble y volumen como alimento cuando pasa por el sistema digestivo, por eso es muy beneficiosa para tratar el estreñimiento.

Previenen el estrés oxidativo

La espinaca contiene antioxidantes que ayudan a combatir el estrés oxidativo y a reducir los daños que provocan (envejecimiento, riesgo de sufrir cáncer y diabetes).

Buenas para la salud ocular

Las espinacas contienen grandes cantidades de zeaxantina y luteína, que son carotenoides cuya función consiste es ayudar a proteger los ojos de los daños que provoca la luz solar. Algunos estudios indican que estos dos carotenoides protegen contra la degeneración macular y las cataratas. Incluso, estos compuestos pueden llegar a revertir el daño provocado en nuestros ojos.

Previenen el cáncer

Las espinacas aportan dos componentes (MGDG y SQDG) que pueden retrasar el crecimiento de algunas enfermedades como el cáncer. Algunos estudios vinculan la ingesta de espinacas con una reducción del riesgo de padecer cáncer de próstata y de ayuda para prevenir el cáncer de mama. Sus resultados indican que el consumo de espinacas puede ayudar a suprimir la formación del cáncer.

Regulan la presión sanguínea

Las espinacas aportan grandes cantidades de nitratos, encargados de regular los niveles de presión arterial y de disminuir el riesgo de padecer enfermedades del corazón.

El ácido fólico presente en las espinacas contribuye en la reducción de la hipertensión y relajación de los vasos sanguíneos, mientras se mantiene un flujo sanguíneo correcto.

Evitan la úlcera gástrica

La espinaca protege la membrana mucosa del estómago, por lo que disminuye la aparición de úlceras gástricas. Los glycocyclerolipids que contiene, pueden aumentar la resistencia del revestimiento del tracto digestivo, evitando cualquier tipo de inflamación.

Protegen el cerebro

El potasio, folato y algunos antioxidantes que proporcionan las espinacas, tienen beneficios neurológicos para aquellas personas que la consumen con regularidad. El folato parce que reduce la aparición del Alzheimer y al potasio se le relaciona con el aumento del flujo de sangre al cerebro, la cognición aumentada, la concentración y la actividad neuronal.

Disminuyen la inflamación

Hay más de una docena de compuestos anti-inflamatorios en las espinacas. Es uno de los vegetales más potentes en este sentido, por lo que ayuda a proteger el corazón de una inflamación y a reducir la inflamación y el dolor asociado a la artritis y la gota.

Fortalecen los huesos

La vitamina K que proporciona la espinaca es beneficiosa para la retención de calcio. Además, otros minerales que aporta, como el manganeso, cobre, magnesio, zinc y fósforo también ayudan a construir unos huesos fuertes y a mantener los dientes y las uñas saludables.

Previenen la aterosclerosis y accidentes cerebrovasculares

Las espinacas aportan luteína, un pigmento que ayuda a reducir la aparición de la aterosclerosis, ataques al corazón y accidentes cerebrovasculares, debido a que las proteínas que proporcionan tienden a reducir el colesterol y depósitos de grasa en los vasos sanguíneos.

Fortalecen los músculos

Un componente de la espinaca, el factor de C0-Q10, que es un antioxidante, desempeña un papel importante en el fortalecimiento de los músculos, sobre todo los del corazón encargados de bombear de forma continua la sangre a todas las partes del cuerpo. Además, según el Journal of Cardiovascular Nursing, este factor puede utilizarse para prevenir y tratar muchas enfermedades cardiovasculares.

Beneficiosas para la piel

Los fitonutrientes y pigmentos que contienen las espinacas, protegen nuestra piel de los rayos nocivos del sol y, hasta cierto punto, ayudan a la reparación de los genes dañados, ayudando a prevenir el desarrollo de cáncer de piel a largo plazo.

Contraindicaciones

Las personas con tendencia a desarrollar cálculos renales no deben comer grandes cantidades de espinacas, debido a la cantidad de oxalatos que contienen. Estos compuestos, además, reducen la absorción del calcio de los alimentos que tomemos junto a ellas. Tampoco deberían comer espinacas aquellas personas que tomen anticoagulantes debido a sus grandes cantidades de vitamina K1, que se encarga, entre otros, de la coagulación de la sangre.

Fuentes:
Ecoagricultor
Mejor con salud
Lifestyle

La OMS recomienda tomar entre 3 y 5 frutas y verduras diarias. Algunas investigaciones apuntan a que la ingesta debe ser de siete, e incluso diez, pero siempre más verdura que fruta. Si te lo puedes permitir, es mejor que sean ecológicas, así evitarás pesticidas y sustancias tóxicas que suelen añadirle en su producción y transporte.
Las frutas suelen tener muchos minerales, como el potasio, por lo que si se está tomando algún medicamento o se padece alguna enfermedad relacionada, se debe consultar primero con un médico. Si se tiene intolerancia o alergia a algún tipo de fruta o sustancia que esta contenga, no se debería de comer.
Antes de realizar cualquier tipo de dieta o remedio a base frutas, verduras y/o plantas, consulte con su médico o un especialista.