Abuela Pepa: propiedades y beneficios de la remolacha

Se ha ganado la fama de ser una «viagra natural» además de un poderoso antioxidante

- Mejora la salud y el rendimiento sexual
- Reduce la presión arterial
- Reduce el colesterol «malo»
- Buen alimento durante el embarazo
- Combate la osteoporosis
- Controla la diabetes
- Beneficiosa para el hígado
- Beneficiosa para cabello y piel
- Trata la anemia
- Alivia el cansancio
- Ralentiza el crecimiento de algunos tipos de cáncer
- Combate el estreñimiento
- Mejora la capacidad cognitiva
- Combate el envejecimiento y los radicales libres


La remolacha contiene una variedad de nutrientes únicos que favorecen una buena salud y que probablemente no se obtienen de otras fuentes. Para beneficiarnos de todas sus propiedades debe comerse cruda o como mucho al vapor, ya que cocida pierde todos sus beneficios.

El consumo de remolacha está muy recomendado por los expertos por su riqueza nutricional debido a los grandes beneficios que aporta a la salud y a la prevención de enfermedades.

La remolacha contiene vitaminas (A, B2, B6, C y E). También minerales (potasio, sodio, fósforo, calcio, magnesio, hierro y zinc), además de otros nutrientes como el ácido fólico y niacina.

BENEFICIOS Y PROPIEDADES

Mejora la salud y el rendimiento sexual
La remolacha es conocida como la «viagra natural». Esta categoría se debe a que es fuente muy rica en nitratos, los cuales liberan óxido nítrico ampliando los vasos sanguíneos e incrementando el flujo de sangre a los genitales. También por su gran contenido en boro, un compuesto químico importante para la producción de la hormona sexual humana.

Reduce la presión arterial
Un estudio demostró que un vaso de zumo de remolacha redujo la presión arterial sistólica en un promedio de 5.4 puntos. El origen parece que está en los nitratos de origen natural, que se convierten en óxido nítrico en el cuerpo, el cuál ayuda a relajar y dilatar los vasos sanguíneos, mejorando su flujo sanguíneo y disminuyendo la presión arterial.

Buen alimento durante el embarazo
La remolacha es una gran fuente de ácido fólico, esencial para la formación adecuada de la médula espinal del bebé protegiéndole de espina bífida. Además también aporta un extra de energía durante el embarazo.

Combate la osteoporosis
La remolacha aporta gran cantidad de sílice, necesario para que el cuerpo use el calcio eficientemente. Por lo tanto, el consumo de remolacha ayuda a evitar la osteoporosis y la fragilidad en los huesos.

Controla la diabetes
Es un alimento con un índice glucémico bajo (libera azúcar lentamente en la sangre), lo que ayuda a mantener bajos los niveles de azúcar en la sangre. Como también es bajo en calorías y está libre de grasas, es bueno para los diabéticos.

Beneficiosa para el hígado
Para que el hígado pueda eliminar los tóxicos de nuestro organismo, necesita antioxidantes. El gran aporte de antioxidantes como la betacianina que ofrecen las remolachas, ayudan a la acción depurativa del mismo.

Beneficiosa para el cabello y la piel
El ácido fólico que contiene la remolacha es beneficioso para el cabello, porque interviene en la creación de metionina, fundamental para la buena salud del cabello, uñas y piel, por lo que hace que la piel tenga un aspecto más joven y sano.

Trata la anemia
La remolacha contiene mucho hierro, el cual colabora en la formación de hemoglutinina (una parte de la sangre que ayuda a transportar oxígeno y nutrientes a diferentes zonas del cuerpo), por lo que ayuda a tratar la anemia.

Abuela Pepa: propiedades y beneficios de la remolacha Alivia el cansancio
Según un estudio presentado en la conferencia de la Asociación Americana de Diabéticos, la remolacha ayuda a incrementar la energía en una persona. Ello es por su contenido de nitratos, que colaboran en la dilatación de las arterias, lo que favorece el buen transporte de oxígeno a distintas zonas del cuerpo. También por su gran aporte de hierro que ayuda a mejorar el rendimiento físico.

Ralentiza el crecimiento de algunos tipos de cáncer
La remolacha destaca por ser un anticancerígeno muy potente debido a su riqueza en flavonoides, principalmente por la betanina o betacianina. Alexander Frerenegi, demostró en sus experimentos con animales y personas, que su ingesta, inhibe y previene la aparición de tumores

Combate el estreñimiento
Por a su alto contenido en fibra soluble, la remolacha es un laxante natural que ayuda a regular el movimiento intestinal al suavizar las heces. Además limpia el colon y expulsa las toxinas dañinas del estómago.

Mejora la capacidad cognitiva
Un estudio elaborado en la Universidad de Exeter (Reino Unido), demostró que beber zumo de remolacha puede incrementar hasta en un 16% el rendimiento de una persona, y todo ello por su contenido en nitratos, que incrementan la absorción de oxígeno por el cuerpo, favoreciendo un adecuado funcionamiento del cerebro y previeniendo el inicio de demencia.

Combate el envejecimiento y los radicales libres
La fibra de remolacha puede incrementar los niveles de enzimas antioxidantes en el cuerpo y el número de glóbulos blancos, responsables de detectar y eliminar células anormales y radicales libres. Además, también es una fuente muy rica en glutamina, que es un aminoácido esencial para la salud y el mantenimiento del tracto intestinal.

Y además…
Hidrata el cuerpo, revitaliza al organismo, combate el estreñimiento, depura el organismo, ayuda a la cicatrización de heridas, combate problemas respiratorios, previene la acumulación de depósitos grasos, elimina toxinas del organismo y ayuda a la salud digestiva.

Contraindicaciones
Deben limitar o evitar su consumo aquellas personas con dietas bajas o nulas en sal como los hipertensos, o aquellas con un estómago frágil con tendencia a desarrollar acidez o gases.

Fuentes:
Botanical online
La guía de las vitaminas

La OMS recomienda tomar entre 3 y 5 frutas y verduras diarias. Algunas investigaciones apuntan a que la ingesta debe ser de siete, e incluso diez, pero siempre más verdura que fruta. Si te lo puedes permitir, es mejor que sean ecológicas, así evitarás pesticidas y sustancias tóxicas que suelen añadirle en su producción y transporte.
Las frutas suelen tener muchos minerales, como el potasio, por lo que si se está tomando algún medicamento o se padece alguna enfermedad relacionada, se debe consultar primero con un médico. Si se tiene intolerancia o alergia a algún tipo de fruta o sustancia que esta contenga, no se debería de comer.
Antes de realizar cualquier tipo de dieta o remedio a base frutas, verduras y/o plantas, consulte con su médico o un especialista.